CARLOS SENDRA SE INCORPORA A LA ESCUELA DE SD CORRECAMINOS TRIATLÓN

Aprender un deporte supone trabajar el valor del esfuerzo, pero sobre todo disfrutarlo.

21 años,natural de Pego en Alicante,y estudiante de último curso de Grado en Deporte, se suma al equipo de la sección de Triatlón. Es el responsable de los entrenamientos en piscina para la escuela ,y viene a reforzar en adultos la tecnificación de natación. El redactor de este artículo da fe de que a pesar de su juventud y físico espigado,demuestra carácter ante deportistas que podrían ser
su padres. Carlos ha estado vinculado a la práctica del deporte desde su infancia. Muy ligado a la natación, practicó baloncesto cómo cadete e hizo sus primeros pinitos cómo ciclista. No sabía entonces que estaba sembrando la semilla del triatlón.


Eres estudiante de Ciencias del deporte. ¿Por qué escogiste esta opción?


Desde pequeño tuve claro que mi vida debía estar vinculada al deporte y qué mejor forma que hacer de ello mi trabajo, fomentando su práctica y enseñando sus valores. Me motiva mucho ver la evolución de las personas.


¿Cuándo te iniciaste en triatlón y que es lo que te motivó, y te motiva actualmente?


Me inicié en triatlón en segundo de bachiller, muy cansado de la escuela de natación y de salir en bici, necesitaba un nuevo aliciente. Pero no empecé a entrenar hasta la universidad, donde me sumé a un buen grupo y pude constatar el progreso que se consigue trabajando duro. Actualmente el deporte me ayuda a organizarme y desconectar. Además ,el observar que vas mejorando poco a poco con trabajo y dedicación, es un aliciente para continuar entrenando.

Participando en Triatlón de Oliva


Nuestro proyecto de escuela es joven y está en pleno desarrollo. ¿Qué crees que puedes aportar?

Espero poder aportar a la escuela y al club mi pensamiento de que trabajando, todo es posible. Por otra parte, me parece que hay un proyecto muy ilusionante y con mucha proyección desde los valores del trabajo, la constancia y el esfuerzo. Y dará a los niños unas recompensa para crecer como personas en el día a día y en resultados académicos y deportivos.

¿Qué le dirías a un niño que se incorpora a nuestra escuela sobre que debe esperar aprender y que le va a aportar?
Le diría que ha venido a disfrutar, a hacer piña en el equipo y sumar, a aprender los valores del deporte (constancia, trabajo, esfuerzo, compromiso…) que le van a servir para todo en el día a día. Pero, sobre todo, lo más importante, es que ha
venido a aprender y divertirse

¿Cuál es tu opinión del enfoque entre infancia y competitividad?

En las categorías inferiores el niño tiene que formarse en los valores del deporte,
que le serán muy útiles para el día a día en un futuro, y posteriormente aprender las habilidades motrices básicas de los deportes. La competición queda relegada a unas edades muy avanzadas. Tengo que recalcar, que primero, hay que formarlo como persona y después como deportista. “Pediría a los padres que dejen a sus hijos crecer y desarrollarse cómo niños y deportista,sin exigir resultados”


En una sociedad que prima la inmediatez, ¿Cómo crees que se debe abordar el desarrollo infantil en las tres disciplinas?

En un deporte tan complejo como el triatlón, con tres deportes, hay que fomentar el desarrollo de las habilidades motrices básicas principalmente mediante el multideporte, pero por otra parte hay que trabajar especialmente la natación, ya que en edades tempranas es cuando mejor se adquieren estas habilidades. Pienso que es más importante que el niño crezca en un ámbito
deportivo-recreativo que no tan competitivo, hasta ciertas edades.

Siempre hablamos de entrenamiento físico, pero que opinas del trabajo psicológico en el deporte y qué importancia le das?


Considero muy importante dotar de herramientas y habilidades para que en un futuro no terminen abandonando el deporte, obsesionados con ritmos y resultados. La sociedad nos limita a ver tiempos, ritmos, etc. y en categorías
inferiores esto es lo menos importante. Hay que primar y valorar el desarrollo y la evolución que uno realiza con su dedicación.
Por otra parte, a los padres les diría que dejen a los hijos crecer y desarrollarse como niños y deportistas a la vez, no hay que exigir resultados, hay que pedir que realicen el deporte que más les guste a ellos sin ninguna presión para que
crezcan como deportistas.


Ya por último,¿dónde te ves a nivel profesional en 10 años?


La verdad, es que no lo sé, pero me gustaría crecer a nivel personal y profesional en este club, ayudar a que el proyecto siga adelante y se cree un club y una escuela de referencia a nivel nacional en el ámbito del triatlón
Gracias Carlos. Tomamos nota y nos ponemos mano a la obra:)

Posts Relacionados